Imprimir...
Compartir
A+
A-
Saser

Medio siglo más tarde del desarrollo del Laser, una nueva tecnología relacionada, llamada saser o bien Laser sonoro, evoluciona a grandes pasos. Este hermano acústico del Laser está, en verdad, en la agenda de estudiosos y tecnólogos, y tal vez en ciertos años tenga ya aplicaciones comerciales.

Los Laseres tradicionales operan con ondas lumínicas. Hace apenas cuarenta años, muchos pensaron que estos instrumentos serían inútiles Se confundieron de forma grosera, puesto que el día de hoy son una parte de nuestra vida rutinaria. Si bien no los veamos, se hallan en reproductores de CD y DVD, punteros, lectores de códigos de barras en supermercados, máquinas para corte de materiales en factorías, operaciones de la vista, y muchas otras aplicaciones

SASER es una inicial inglesa que significa: Amplificación de Sonido por Emisión Estimulada de Radiación. Sabemos que el sonido viaja en bultos de energía que los estudiosos llaman "fonones", por analogía con los "fotones", bultos de energía lumínica. En un saser, los fonones emitidos son congruentes, o sea, tienen exactamente el mismo tono (frecuencia) y se mueven al tiempo (idéntica fase). Son como hermanos gemelos que se multiplican efectuando cada vez más y más copias perfectas de sí. Esta autoreplicación fue pronosticada por Einstein en mil novecientos diecisiete, que la llamó "emisión estimulada". Fue el físico argentino Enrique Gaviola quien efectuó la primera prueba experimental de la emisión estimulada en mil novecientos veintiocho. Entonces hubo que aguardar hasta mil novecientos sesenta a fin de que Theodore Maiman desarrollase su primordial aplicación tecnológica: el primer Laser óptico.

Laser sonoro

Estudiosos del Instituto Tecnológico de California (CALTECH) y de la Universidad de Nottingham en el Reino Unido reportaron un concluyente progreso cara a la construcción de los saseres. En la reputada gaceta Physical Review Letters exhibieron las primeras evidencias experimentales serias de emisión congruente de fonones. El sonido resultante tiene una frecuencia tan alta que resulta imperceptible, mas la hace potencialmente útil para aplicaciones industriales y científicas.

Lo que pocos conocemos es que esas investigaciones están basadas en el trabajo teorético fruto de la cooperación entre estudiosos argentinos, brasileños y rusos en la década del noventa.

Los primeros diseños, en los que una corriente eléctrica provee la energía precisa para nutrir el saser, fueron propuestos por nuestro conjunto de investigación en la Facultad de Matemática, Astronomía y Física en cooperación con el conjunto de Sergio Makler en Niteroi, Brasil. En ese mecanismo, la corriente circula por un arreglo de delgadas láminas de diferentes materiales semiconductores.

Entre las aplicaciones potenciales del saser se puede mentar la obtención de imágenes de escala nanométrica (una mil millonésima de metro), que resulta inalcanzable para microscopios ópticos. Asimismo podría tener esenciales aplicaciones médicas, en tanto que es posible conseguir una alta concentración de energía focalizando ondas sonoras, al igual que ocurre con la destrucción de cálculos nefríticos por litotricia.


Horacio Pastawski y Luis Foá Torres
Fuente: archivo PDF

0 comentarios TiS 0 Facebook


Puedes leer las normas sobre los comentarios en: [Política de privacidad]

Tu comentario...


 
2013 - 2017 Te interesa saber

colores

Pedro Luis Cenzano Diez & Yolanda Torres Cerezo

(Administradores)

Jesús Mª Busto Riaño

(Asesor)


Política de privacidad





Responsive

TiS, con tecnología Responsive Web Design y Blogger